Cupón de 5% en Primera Compra: PRIMERACOMPRA

3 errores que cometes y que disminuyen la vida útil de tus muebles

3 errores que cometes y que disminuyen la vida útil de tus muebles

Vamos a pensar en esta situación: se tomó un tiempo juntar dinero y finalmente lograste comprar el mueble que tanto deseabas y que haría toda la diferencia en tu casa. Después de un tiempo, te das cuenta de que ya no tiene ese aspecto bonito, ni funciona igual que al principio, y ya no cumple con la calidad que esperabas. Pero, ¿por qué habrá sucedido esto?

Como la mayoría de los productos y utensilios que usamos en casa, los muebles también pueden ver su vida útil afectada si se usan incorrectamente. Algunos cuidados simples en el día a día pueden prolongar mucho la vida útil de tus piezas. Incluso durante décadas. 

Con todo esto en mente, hemos separado tres sugerencias de rutinas fáciles que puedes mantener en tu hogar, sin necesidad de mucha planificación y sin arruinar tus logros (porque cada rincón de la casa que adquieres es realmente un logro, ¿verdad?). Así, aseguras que tus muebles entreguen todo el rendimiento deseado, faciliten tus tareas diarias y, de paso, mantengan tu espacio siempre más bonito.

Checa tres consejos para evitar que la vida útil de tus muebles llegue a su fin y proporcione mucha más longevidad a tus piezas de casa.

¿Cómo aumentar la vida útil de los muebles? ¡3 consejos prácticos!

1 - ¡Mantén todo limpio!

Uno de los principales secretos para mantener tus muebles tal como salieron de la tienda es, sin duda, mantenerlos siempre limpios. ¿Pero realmente es necesario hacerlo todos los días? Por lo menos en las áreas de uso diario, especialmente en los muebles de cocina, lo ideal es limpiarlos a diario. Un trapo húmedo, seguido de un paño seco, debería ser suficiente, especialmente para esas manchas más simples y rutinarias.

Uno de los principales secretos para mantener tus muebles como recién salidos de la tienda es, sin duda, mantenerlos siempre limpios. ¿Pero realmente es necesario hacerlo todos los días? Por lo menos en las áreas de uso diario, especialmente en los muebles de cocina, lo ideal es limpiarlos a diario. Un trapo húmedo, seguido de un paño seco, debería ser suficiente, especialmente para esas manchas más simples y rutinarias. Ah, y trata de evitar esos productos más corrosivos y esponjas de cocina, ¿eh? Pueden dañar las superficies de tus muebles. 

El enfoque está en eliminar el polvo acumulado y evitar que las manchas permanezcan en la pieza durante mucho tiempo. La idea es simple: cuanto más frecuente sea tu rutina de limpieza, más fácil será eliminar la suciedad, y menos necesitarás productos más fuertes para hacer el trabajo. Todo esto añade mucha más calidad a tus muebles. Otro punto que no puede pasar desapercibido es: ¡las puertas correderas también necesitan tu atención! Mantén los rieles siempre higienizados para mantener el buen funcionamiento de las puertas y cajones, que necesitan permanecer siempre libres para abrir y cerrar con tranquilidad.

Agua y jabón neutro ya deben ser suficientes para mantener tus muebles siempre limpios, pero nunca olvides secar después de cada proceso. La limpieza no es sinónimo de acumulación de agua, y veremos un poco más sobre eso en el próximo consejo.

2 - ¡Evita la humedad!

Para aumentar la durabilidad de tus muebles, permite que estén en lugares más ventilados y secos. Sin embargo, si el espacio es más húmedo de lo ideal, especialmente en ciertas épocas del año, intenta al menos mantener las piezas alejadas de la pared. Una distancia de dos a tres centímetros debería ser suficiente para evitar que se absorba la humedad proveniente de esos puntos. En habitaciones con revestimiento de cerámica, como cocinas y baños, no hay necesidad de preocuparse: el acabado actúa como aislante de esa humedad y protege tus muebles.

La humedad hace que los muebles absorban el agua, pudiendo hincharse, traer óxido, desgaste, moho e incluso pudrirse, lo que afecta directamente la estética y la calidad.

3 - ¡No dejes tus muebles expuestos al sol!

Dejar los muebles expuestos a los rayos solares es, naturalmente, uno de los factores más perjudiciales. El calor abundante puede modificar la apariencia de las piezas, desde los colores hasta los propios formatos. El contacto excesivo con la luz solar provoca manchas en las superficies y decolora los muebles en tonos más oscuros, principalmente. Sucede que, al perder la humedad natural, la madera puede empezar a torcerse.

Y es importante señalar que estos problemas no ocurren solo por el sol. En lugares cerrados y que utilizan calor eléctrico, como la cocina, por ejemplo, esto también puede ser bastante común.

Se recomienda también mantener cierta distancia de los electrodomésticos que utilizan calor, como los hornos eléctricos y las parrillas. Cuando no sea posible preservar el mueble de esta manera, sugerimos utilizar materiales aislantes. Las rejillas de ventilación pueden ser grandes aliadas en estos momentos, ya que permiten un funcionamiento correcto y una circulación de aire ideal, evitando el sobrecalentamiento.

Proteger las encimeras de cocina, de ollas calientes o de pequeños electrodomésticos en uso también es una buena salida en el día a día. Otra sugerencia simple y que puede ser esencial es utilizar cortinas en ventanas grandes, en habitaciones muy soleadas.

Como quedó muy claro en este post, el secreto de la vida útil de tus muebles, así como de la belleza de tu espacio, está en esos cuidados básicos que hacen mucha diferencia. Después de todo, gastamos alrededor del 20% del valor del inmueble en amueblar nuestro hogar y queremos durabilidad, ¿verdad?

Cuando renovamos nuestro rinconcito, queremos que la satisfacción con cada detalle se prolongue por mucho tiempo, y esto solo es posible si cuidamos de la manera correcta. Pero no te preocupes, ¡tenemos soluciones increíbles para ti aquí mismo! En Madesa, encontrarás las mejores opciones en mobiliario para decorar tu ambiente.

Accede a la Tienda Madesa y revisa los lanzamientos, nuestros clásicos, servicios y promociones. Son productos de calidad para que ames aún más tu hogar y lo mantengas perfecto por mucho más tiempo.

¿Te gustaron estos consejos? Comenta, comparte y no dejes de revisar nuestro Blog. Allí compartimos contenido nuevo para ayudarte en el día a día de tu hogar.

Escribir un comentario

Tenga en cuenta que los comentarios se tienen que aprobar antes de que se publiquen.